¡Seguinos!  

Editorial
union banfield cl2012 Banfield viene mejorando fecha tras fecha, desde que Eduardo Acevedo se hizo cargo del equipo, el saldo es positivo, el taladro mejoró en actitud, en predisposición, es mucho más ordenado y recuperó a jugadores importantes.

En general se ve un funcionamiento colectivo más fluido, y si bien falta, y mucho, los once que saltan a la cancha se asemejan a un equipo, cosa que anteriormente no ocurría.

El problema que vuelve loco al DT es la defensa, que tiene buenos rendimientos en lo individual pero que en bloque comete errores importantes, cuando los rivales se lo proponen hacen tambalear la estructura y Banfield sufre.

Contra Unión no fue la excepción, el equipo tatengue tuvo el control de la pelota y le dio trabajo a Luchetti, que más allá del penal que cometió en el final fue figura, demostrando una vez más las desprolijidades del fondo, con un Dos Santos desconocido y una línea de cuatro que cuando regresa, y mientras se acomoda, deja espacios increíbles para la felicidad de los adversarios.

Falta solidez, cosa que Acevedo busca con anhelo, Banfield necesita un cerrojo en la última línea para poder pensar en otra cosa, para cerrar los partidos y no sufrir en cada avance contrario.

El DT tiene un problema central y por el momento no logra la solidez deseada. Vamos a Rosario en donde no se puede regalar nada, las desconcentraciones defensivas son el tema a resolver.


olimpo 5La triste realidad del taladro obliga a sumar de cualquier manera, en cualquier estadio y ante cualquier rival, ante Olimpo será una final por permanecer en la categoría.

Es fundamental lograr puntos y volver al triunfo, Olimpo, Unión y Newells, próximos partidos, decidirán nuestro futuro y son rivales directos. Debajo del taladro, en la tabla de promedios, se encuentran All Boys, los sanjuaninos y Rafaela, todos de regular campaña pero con posibilidades de escapar de la zona con un par de triunfos, más abajo San Lorenzo, Tigre y Olimpo aparecen por el momento alejados del lote en el que lamentablemente está Banfield.

No resultaría descabellado pensar que Banfield pueda disputar la promoción, de no lograr puntos en lo inmediato correrá serios riesgos.

Ante Olimpo comienza la recta final, se dan todos los condimentos, rival directo, cancha complicada, llegando de un empate y con intenciones de levantar.

Vamos taladro, es momento de salir a flote.


chavez alboBanfield igualó 0 a 0 ante All Boys en su estadio por la 7° fecha del Clausura 2012, el partido fue malo y ambos equipos demostraron por qué luchan por no perder la categoría. Banfield acumula 7 partidos sin ganar en condición de local y sigue en caída libre, ¿mejoró algo ante All Boys?.

El rendimiento del taladro fue distinto en relación a sus últimas presentaciones, Acevedo propuso un equipo más agresivo y ordenado, en ofensiva dispuso de Gómez y De Souza y dos puntas bien definidas, en defensa fue más sólido que en otros encuentros, y aunque tembló en varios momentos mantuvo su arco en 0, cosa que no ocurrió durante todo el torneo.

Fue buena la tarea de Brum y Acevedo para luchar en el medio, lo que le falta al equipo es crecimieno en algunos jugadores importantes para jugar la pelota, ni De Souza ni Gómez se destacan, también se necesita un poco de suerte para marcar en alguna de las escasas oportunidades de gol y así descomprimir la presión, soltarse en el juego asociado y tratar mejor al balón.

Falta confianza y sencillez para engendrar juego, el equipo es largo y abusa del pelotazo, no hay volantes definidos por las bandas y es complicado plantear un equipo sin esos puestos bien cubiertos.

La mejoría tal vez sea leve y sólo será significativa si ante Olimpo el equipo no pierde y crece dentro del campo de juego, el próximo sábado en Bahía el conjunto de Acevedo se juega mucho, Banfield ya ha tenido mejoras con otros técnicos y luego se volvió a desmoronar, como el fútbol da revancha está es una nueva oportunidad para levantar.

Esperemos que el trabajo del uruguayo de sus frutos y ante Olimpo vuelvan las alegrías.


hinchas banfield El 2012 arrancó torcido para Banfield, 3 derrotas consecutivas (Estudiantes - Rafaela y Vélez) nos acomodaron de un golpe y la ilusión de un nuevo torneo duro muy poco.

Banfield necesitó tocar fondo para darse cuenta de donde estaba realmente parado, los jugadores comenzaron a meter, correr y pelear la pelota como si fuera la última y llegó el triunfo con Racing.

La huida de Da Silva nuevamente nos puso en un lugar complicado, y el partido ante Godoy cobró esa relevancia en todos, o se continuaba con la levantada o se volvía a perder y la problemática aumentaba.

El público del taladro asumió el rol correcto, primero copó Avellaneda para acompañar la levantada. Ayer el Florencio Sola fue fiesta, cuando Godoy nos embocó continuó alentando y en el final reconoció el desgaste y lo que pusieron los jugadores.

Estamos peleando el descenso, ya todos los sabemos hace rato, el hincha de Banfield comenzó a vivir cada partido como una final y le pone aliento a cada parada que el taladro necesite superar. Así va a ser difícil que nos bajen de primera.


contrato socialEs complicado y resulta increíble pensar en cómo se destruyen los contratos en el fútbol, Da Silva dijo que no era más el DT, resolvió la forma para desvincularse, rompió contrato y chau, se fue y a otra cosa. Ahora pone unos pesos y listo.

El año de contrato firmado paso a la historia y Banfield se queda desolado con un futuro oscuro por delante. ¿Sirven los contratos para asegurar cierta estabilidad?, se supone que si, son los que brindan seguridad en las partes que intervienen.

No vale la pena ponerse a pensar en todos los que rompieron sus respectivos contratos con Banfield en los últimos años, desde JCF hasta Da Silva, para muchos la responsabilidad del contrato fue como el acuerdo de convivencia firmado en el secundario, está pero los pibes no le dan bolilla.

En medio del ruido por la victoria ante Racing el DT ya tenía tomada la decisión de partir para dirigir a Peñarol, siendo también está su forma de proceder cuando llegó a Banfield y desde Mendoza sostenían que tenía todo arreglado con el taladro desde hacía rato, primero anunció que se iba de Godoy Cruz para dirigir en Uruguay y luego firmó con Banfield, mientras que más tarde La Volpe lo desafiaba públicamente para que no dirija si aun él no acordaba su desvinculación, "no debe presentarse por razones éticas", profético.

Lo cierto es que si firmas un contrato lo podes romper cuando quieras, lo negocias y listo, por lo menos así sucede en Banfield para angustia de todos.



Campeonato 2016

ANUNCIE EN Banfield Locura!

Su producto o empresa en nuestro sitio

Contactenos: info@banfieldlocura

¡Seguinos en Twitter!

Encontranos en Facebook